Pagina Principal

Profesionales Salud

Indice alimentos

Indice enfermedades

Indice herbolarios

Casas rurales

Buscar en Vivir Natural

Contacto

Advertencia

Cebada

Contenido por 100 gramos

Principios inmediatos

%

 

Agua

13

Hidratos de carbono

76

Celulosa

1,2

Grasas

1,1

Proteínas

7,5

Cenizas

1,2

 

Sales minerales:

%

 

Potasio

0,364

Sodio

0,028

Calcio

0,040

Fósforo

0,395

Magnesio

0,120

Hierro

0,047

Azufre

0,094

Cloro

0,123

Manganeso

0,0016

Cobre

0,0007

Cinc

0,0024

Yodo

0,000001

 

Vitaminas:

 

Vitamina A

70 U. I.

Vitamina Bl

0,2 mg

Vitamina B2

0,1 mg

Vitamina PP

3,5 mg

 

Acidez

   Es un alimento ligeramente acidificante, con un 58 % de ácidos.

Calorías

   Es un alimento muy energético, proporcionando unas 350 calorías por cada 100 gramos.

Qué es la cebada

   Conocida botánicamente por Hordeum vulgare, la cebada es una gramínea denominada en otras lenguas: ordi, en catalán; orgo, en gallego; garagarr, en vascuence y orge, en idioma francés.

   Originaria de los márgenes del Mar Caspio, la cebada es el primer cereal que empezó a cultivarse por el hombre. En nuestros tiempos, es el más cultivado en los países del Norte de Europa aunque resista el frío menos que el centeno y la avena, pero se da en aquellos países gracias a la rapidez de su vegetación, que permite sembrarlo en primavera. Resiste también el calor y la sequía mejor que el trigo.

   En el Centro de Cultivos Agrícolas de Swaiót (Suecia) ha sido obtenido recientemente un nuevo tipo de cebada, llamada híproly, que además de poseer un contenido máximo de proteína, agrega a su composición una cantidad asombrosa de lisina, aminoácido esencial, propio de las carnes.

Utilización

   La cebada, desembarazada de su cascabillo, es la cebada mondada. Pulimentado mecánicamente el grano, resulta la cebada perlada. Cuando se aplasta y tamiza para separarla de una parte de su harina, se obtienen los copos de cebada. La harina bruta y gruesa es la sémola de cebada.

   Siendo el grano de cebada más pobre en gluten que el del trigo, su harina, al amasarla con agua, no forma una pasta elástica y resulta difícilmente panificable. Sin embargo, antiguamente se elaboraba un pan de cebada (generalmente mezclándole algo de harina de trigo). Este pan, muy moreno, pesado y de digestión menos fácil que el de trigo y centeno, y también menos nutritivo, era apreciado, no obstante, por los trabajadores agrícolas por dar mayor sensación de plenitud. Tenía, además, la ventaja de conservarse largo tiempo. En algunos paises del norte de Asia y de Europa sigue elaborándose este pan.

Efectos sobre el organismo

   La cebada es un alimento tónico cardíaco, reconstituyente, digestivo, activador hepático, antidiarreico, refrescante e hipertenso (por vasoconstricción).

   Según Kozel, el valor de la cebada no es debidamente apreciado. Es un excelente cereal, mejor que el arroz y el maíz. Es el más rico en fósforo, por lo que resulta un tónico general y nervioso. Contiene flúor, necesario para el buen estado de dientes y huesos. Es un alimento emoliente, depurativo y mineralizador.

Quién debe comerla

   Todo el mundo, y en especial cuando se padecen afecciones pulmonares (tuberculosis, bronquitis crónica), desmineralización, crecimiento, atonía gástrica o intestinal, hepatismo, temperamentos biliosos, enteritis, diarreas, disenterías, fiebre tifoidea, enfermedades inflamatorias de las vías urinarias (nef ritis, cistitis), estados febriles, hipotensión.

Quién NO debe comerla

   Los diabéticos, por su extraordinaria riqueza en hidratos de carbono, y los grandes hipertensos.

Cómo puede comerse

   Aparte del pan elaborado con este cereal, la cebada puede tomarse en forma de sopas, purés, etc., como si fuese trigo o avena (harinas, sémolas, copos, etc.).

   Merecen especial mención, por ser muy saludables, el agua de cebada y el malta.

Búsqueda personalizada

Agua de cebada

   Se prepara poniendo 100 gramos de cebada perrada con suficiente agua fría para que después de hervir media hora resulte un litro de cocimiento.

   Una vez cocida, se deja reposar unos momentos y se filtra mediante una tela de etamín, con la que se forma una bolsa que permita exprimir el cocimiento.

   El agua de cebada obtenida, tal cual o endulzada con miel o con azúcar, se da a beber a pasto a los febricitantes; quita la sed, es diurética y contribuye al mantenimiento del paciente, siendo muy útil contra los trastornos de la digestión. El agua de cebada era uno de los medicamentos más empleados por Hipócrates.

   En verano, enfriada con hielo, y sobre todo si después de fría se le añade jugo de limón, es una de las mejores bebidas refrescantes.

   Con agua de cebada y azúcar se elaboraba antiguamente el alfeñique, golosina consistente en unas barras de pasta dulce, delgadas y retorcidas, buenas contra la tos, la ronquera y la aspereza de la tráquea.

Malta

   Con el grano germinado de la cebada se prepara un producto de gran importancia llamado malta. Aunque también se obtiene de otros cereales, el verdadero malta se elabora a partir de la cebada.

   Durante la germinación, los embriones de cebada elaboran un notable alcaloide, la hordenina, similar al que producen unos cactus mexicanos denominados peyott. Actúa de manera parecida a la adrenalina y se emplea como antidiarreico.

   El malta tostado se usa como sucedáneo del café; su infusión es de color oscuro y muy olorosa. A veces se añade al propio café para reforzar su aroma. Aquellos a quienes no conviene la cafeína pueden consumir el malta para sustituir el café.

   El extracto de malta se utiliza como alimento y medicamento, en particular para los enfermos a quienes es conveniente suprimir las toxinas de su alimentación preponderantemente animal, sin cargarles el estómago en demasía. También se suele dar a los niños, sobre todo en el destete.

   El malta, en polvo o en extracto fluido, añadido a las sopas, facilita la digestión y se recomienda en la alimentación de ninos, personas fatigadas, convalecientes y personas de edad avanzada.

   El malta sirve finalmente para elaborar la cerveza. Las cervezas doradas o pálidas, como las de Piisen, Munich y San Miguel, se fabrican con malta poco tostado. Las cervezas negras, más o menos oscuras, con maltas muy tostados.

 

Búsqueda personalizada

Indice de Alimentos(C)

Pagina Principal

Profesionales Salud

Indice alimentos

Indice enfermedades

Indice herbolarios

Casas rurales

Buscar en Vivir Natural

Contacto

Advertencia